logo_mrg

 

 
dilluns 3 de setembre de 2007
¿cual será el futuro de la nueva Ley de la Cooperación al Desarrollo y de la Fundación para gestionar la solidaridad de los valencianos, si se empieza desfondándola?
Saqueo veraniego a los fondos de la Cooperación Internacional
Área de Pau i Solidaritat d’Esquerra Unida P. V.

En los últimos días un terremoto en Perú ha removido nuestras conciencias y las ha sacado del letargo estival propio de estas fechas. Los vínculos históricos que nos unen a dicho país, así como la existencia de un importante colectivo de inmigrantes procedentes del mismo, explican la destacada atención que los medios de comunicación están prestando a la catástrofe y sus secuelas así como la rápida reacción de la cooperación de nuestro país. Una respuesta solidaria que, en todo caso, habrá que seguir y evaluar a lo largo del proceso de ayuda inmediata de emergencia, proceso de reconstrucción y posterior desarrollo.

Muy poco antes tuvo lugar otro devastador seísmo en la solidaridad valenciana que, sin embargo, ha pasado mucho más inadvertido. El pasado 13 de agosto el diario oficial informaba de una serie de importantes modificaciones en el presupuesto de la Generalitat. Entre los programas damnificados por la reforma se encuentra el de Cooperación Internacional, que de esta suerte ha perdido 33 millones de euros, la mitad de su dotación inicial. La frialdad del lenguaje burocrático aterra especialmente en este caso. Según reza el mencionado diario, “Al objeto de dotar de cobertura determinadas actuaciones consideradas prioritarias, la Presidencia de la Generalitat propone transferir disponibilidades de crédito existentes en el programa de Cooperación Internacional... “. En otras palabras: que sobraba dinero para solidaridad y que éste podía utilizarse para otros fines más importantes.

Entre dichas actuaciones consideradas prioritarias se encuentran las ayudas para la atención (privatizada) a personas mayores. Pero, también, gastos diversos que no se precisan, acciones de promoción (propaganda) institucional de la Generalitat y otras vinculadas a la nueva edición en nuestra ciudad de la Copa del América, sangrante decisión en la que el Gobern reincide, pues ya en el 2005 detrajo 600.000 euros de cooperación para este evento.

Las organizaciones de solidaridad sabían que esto podía pasar y así lo dijeron en su momento. Si hacemos memoria, recordaremos como se gesta el inverosímil proyecto de presupuesto para el 2007, que se centuplicaban los fondos para sensibilización y concienciación ciudadana, un ámbito tradicionalmente minoritario y marginado por la administración (que es la primera en no creérselo). Recordamos también como este proyecto presupuestario fue literalmente machacado en su tramitación por el Grupo Parlamentario Popular, el cual de manera sorprendente, enmendaba sistemáticamente por segundo año consecutivo las propuestas de su propio Gobern en esta materia, sin que mejorase por ello el resultado final. Todo esto, además de las diversas trampas conceptuales (separación entre cooperación y ayuda de emergencia, diferenciación con la integración de la inmigración) fue denunciado en su momento por la Coordinadora Valenciana de ONGD y por esta Área d’EUPV, ahí están las hemerotecas para atestiguarlo.

Lamentablemente, la realidad del doble lenguaje del PP ha sobrepasado nuestras peores expectativas. No sólo se confirma que el presupuesto no es fiable y se elabora sin criterio alguno, sino que se pone en tela de juicio la política de cooperación internacional de la Generalitat en su conjunto. En efecto, el recorte se ha aplicado en esta ocasión a las acciones promovidas directamente desde el Gobern, una modalidad por la que se venía apostando con insistencia propagandística en los últimos ejercicios. La conclusión cae por su peso como una losa demoledora: el Plan Anual de Cooperación, aprobado a comienzos de año era pura palabrería previa a las elecciones y, ha sido reducido en tal grado que difícilmente podrá alcanzar una parte marginal de sus objetivos, si es que los había.

No obstante, lo que más exaspera es la desvergüenza prepotente de las formas, la sensación cierta de tomadura de pelo, la prueba en los hechos de la mala fe, de la ocultación alevosa y premeditada de la acción indigna. Ahora hemos sabido que los acuerdos del Consell aprobando el saqueo en el presupuesto de cooperación eran bastante anteriores, concretamente del 23 de febrero y 25 de mayo, y que se ha esperado al mes de agosto para hacerlos públicos. Es decir, que la alevosa decisión coincidió con la última campaña electoral, durante la cual el partido en el gobierno nos anunció a bombo y platillo, a través de una ocurrente campaña publicitaria, no solo la promesa sino el logro, falsamente efectivo, del objetivo del 0,7% del presupuesto para cooperación internacional en este mismo año (en paralelo casi al ecuador de la Campaña Pobreza 0). Con tanto manoseo torticero, acabaremos consiguiendo que esta meta histórica pierda su fuerte valor social simbólico.

En definitiva, estamos ante un fraude insólito en su proporción al sector , ante el mayor latrocinio perpetrado nunca contra la solidaridad internacional de los valencianos y valencianas. A pesar de ello, ante la escasez de reacciones, da la impresión de que nos hemos acostumbrado a este tipo de atropellos; precedentes cercanos hay, por ejemplo los 2,4 millones “desviados” del fondo de ayudas a la inmigración de la FVMP y que el Ayuntamiento de Valencia destino a pagar una parte del Canon de la Copa América. Parece que la oligarquía y su elite gobernante se sabe respaldada, se siente fuerte, y la gente, nosotras y nosotros, andamos “a lo nuestro”, que bastante achuchado está el día a día como para complicarse la existencia con los problemas de “los otros”, más allá de los cíclicos ramalazos caritativos. Mucho menos ahora en vacaciones, época tradicional de estas -y otras- tropelías.

Tal vez no sea ésta la cooperación que queremos o nos merecemos, ¿pero somos capaces de conseguir otra posible?. Pensamos que si, somos mayoría quienes estamos dispuestos a ejercer de un modo más responsable el deber ciudadano de solidaridad y, consecuentemente, a exigir a nuestros gobernantes un compromiso más decidido, firme y coherente en este sentido. Ambas cuestiones están en nuestras manos, solo dependen de nuestra voluntad de organizarnos colectivamente para una acción sociopolítica transformadora al servicio de los marginados y explotados.

Área de Pau i Solidaritat d’Esquerra Unida



Resposta a l'article
Saqueo veraniego a los fondos de la Cooperación Internacional
8 de setembre de 2007, per  Área de Pau i Solidaritat

EUPV exigirá al Conseller responsable de Cooperación y Solidaridad Internacional de la Generalitat Valenciana, que explique ante les Corts la sustracción de 33 millones de euros al Plan Anual de Cooperación.

Esquerra Unida exigirá la comparecencia del Conseller Rafael Blasco, para que explique el desvío de la mitad de los presupuestos de Cooperación a gastos diversos de otros departamentos.

Desde el Área de Pau i Solidaritat d’EUPV se considera que "esta retirada de los fondos invalida en los hechos el Plan Anual de Cooperación, ya que supone la reducción de la mitad del dinero disponible" y, se exigen "criterios presupuestarios más firmemente solidarios para la Cooperación valenciana y su acción institucional". Afirman también que "la solidaridad y el compromiso con los más necesitados, la cooperación con los países más empobrecidos, debe ser algo más que propaganda electoral" y, que la subrepticia supresión de la mitad de sus fondos "demuestra la insensibilidad de un Consell gobernado por el PP que es capaz de destinar el dinero de los más necesitados, incluso, a publicidad de su propia gestión".

Desde EUPV nos sumamos a la indignación social manifestada por la solidaridad valenciana ante la desvergüenza de este Gobern que, después de alardear falsamente durante la Campaña electoral de haber alcanzado el objetivo deseable del 0,7% para Cooperación, retira de la mitad de los fondos dos días antes de las elecciones. Demuestra con ello su inmoralidad, al desviar fondos de la lucha contra la pobreza en el mundo a eventos elitistas como la Copa América, y el oportunismo falso y electoralista de su compromiso con el 0,7% de ayuda institucional a los pueblos empobrecidos, al dejarlo ahora a poco menos de la mitad de las recomendaciones de los organismos internacionales y, para nuestra vergüenza, como el más bajo del Estado Español.

Desde el Área de Pau i Solidaritat d’EUPV se apunta que "publicar ahora, en plenas vacaciones, modificaciones presupuestarias de este calado, que invalidan los presupuestos aprobados, es añadir a la inmoralidad de quitar las ayudas a los que menos tienen, la alevosía de la ocultación demostrando la premeditación del engaño" y, se añade, "es un fraude a la solidaridad valenciana y su papel en el mundo".

Esquerra Unida denunció en su momento la falsedad de que la Generalitat hubiese alcanzado el deseable objetivo del 0,7 % para Cooperación al desarrollo, denunciábamos la falta de criterios que hiciesen confiables las partidas y, también, como se confundían y sumaban partidas de ayudas de emergencia y de integración de la inmigración. Lo que sinceramente hemos de reconocer ahora, es que no creíamos posible que se llegara a una indignidad del volumen de 33 millones de sustracción, y que las "prioridades" del Consell pudieran utilizar fondos "disponibles" contra la pobreza a "diversos gastos" como publicidad.

La pregunta es, rubrican desde el Área, ¿cual será el futuro de la nueva Ley de la Cooperación al Desarrollo y de la Fundación para gestionar la solidaridad de los valencianos, si se empieza desfondándola?, ¿qué tiene que decir al respecto la nueva consellería de Inmigración y Ciudadanía?.

València, a 23 de agost de 2007

Àrea de PAU I SOLIDARITAT D’ ESQUERRA UNIDA

Resposta almissatge:

No esta de más recordar que, en las fechas en que se perpreto el asalto a las reservas delos pobres nos encontrabamos en plena Campaña Pobreza 0 a la que la Gene trataba, con mediana fortuna, de hacer guiños y, tambien, en la discusión de la nueva Ley de Cooperación Valenciana, en la que no le importaba aceptar y transaccionar enmiendas con EUPV y hacer más que guiños a "la sociedad civil" del sector y las ONG’s... hasta con cierto éxito diria yo a juzgar por "la foto" en las Corts cuando se aprobó con "el sector". Total eran fechas electorales y de lo que se trataba era "de prometer hasta meter"... según la más rancia tradición machista.

En esas semanas hubo -dentro de un orden- una cierta suma de actividades vinculadas al paso del ecuador del plazo fijado para el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), particularmente en el ámbito de las Organizaciones No Gubernamentales (ONG).

Recordemos cual era y es la situación: con las actuales tendencias y ritmos Africa Subsahariana no alcanzara las metas para agua y salud establecidas por los ODM hasta el 2105 como pronto, algunos paises como Zambia sólo podrá conseguirlo en el 2130. Hacen falta 47.000 millones de dólares anuales constantes y efectivos para cumplir los mínimos de los objetivos acordados en los ODM en materia de salud pública, educación, agua potable y saneamiento de aquí al 2015.

Mientras tanto, como no cesamos de repetir, en el mundo se gasta un billón de dólares anuales en armamentos y solo 40.000 millones de dólares anuales en alimentos para mascotas en todo el mundo. Es decir, los recursos y el dinero están disponibles y es solo una cuestión de voluntad política determinar hacia dónde dirigir los recursos (en España el proyecto de Presupuestos que se esta discutiendo, determina que por cada euro en investigación sanitaria se dediquen cinco a investigación armamentística).

Harían falta solo unos 4.000 millones de dólares anuales para alcanzar la meta de reducir a la mitad el número de personas que no tienen acceso al agua potable. Esa cifra es la misma que gasta Europa en agua embotellada cada mes. Al ritmo de incumplimiento actual, en el 2015 más de 2.000 millones de personas en todo el mundo carecerán como ahora de servicios sanitarios básicos y 650 millones de individuos seguirán sin tener acceso al agua potable.

Nuestros gobernantes son ciegos y sordos a las demandas de minimos de equidad que se les exigen, pero también incapaces de cumplir sus insuficientes promesas. Los líderes de los países ricos parecen incapaces de escuchar los llamados de sus ciudadanos para que emprendan acciones más urgentes para terminar con la pobreza mundial. Por ejemplo, cumplir con el compromiso acordado en 1970 de contribuir con el 0,7% de su PBI para el desarrollo internacional. Sólo cinco países desarrollados han cumplido con ese compromiso. ¿Los demás se han olvidado de lo prometido?... no, lo recuerdan perfectamente a la hora de hacer sus promesas electorales, luego también se acuerdan de borrar de los presupuestos aquello que se les pueda haber arrancado por la demanda social. Del mismo modo, nuestros dirigentes hacen preambulos de leyes (que no comprometen y son contradecidos por el articulado y subvertidos por los reglamentos)) así como junto a los de los países en desarrollo firman hermosas y rimbombantes declaraciones sobre democracia, derechos humanos, y fin de la pobreza, tan solo palabras para los media que se olvidan al dia siguiente del compromiso.

Por lo tanto, es claro que solo la movilización de la ciudadanía y la presión y el seguimiento de lo arrancado a "sus" presupuestos pueden hacerles cumplir un mínimo de nuestras exigencias, una parte de lo necesario.

Saqueo veraniego a los fondos de la Cooperación Internacional
9 de setembre de 2007

No esta de más recordar que, en las fechas en que se perpreto el asalto a las reservas delos pobres nos encontrabamos en plena Campaña Pobreza 0 a la que la Gene trataba, con mediana fortuna, de hacer guiños y, tambien, en la discusión de la nueva Ley de Cooperación Valenciana, en la que no le importaba aceptar y transaccionar enmiendas con EUPV y hacer más que guiños a "la sociedad civil" del sector y las ONG’s... hasta con cierto éxito diria yo a juzgar por "la foto" en las Corts cuando se aprobó con "el sector". Total eran fechas electorales y de lo que se trataba era "de prometer hasta meter"... según la más rancia tradición machista.

En esas semanas hubo -dentro de un orden- una cierta suma de actividades vinculadas al paso del ecuador del plazo fijado para el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), particularmente en el ámbito de las Organizaciones No Gubernamentales (ONG).

Recordemos cual era y es la situación: con las actuales tendencias y ritmos Africa Subsahariana no alcanzara las metas para agua y salud establecidas por los ODM hasta el 2105 como pronto, algunos paises como Zambia sólo podrá conseguirlo en el 2130. Hacen falta 47.000 millones de dólares anuales constantes y efectivos para cumplir los mínimos de los objetivos acordados en los ODM en materia de salud pública, educación, agua potable y saneamiento de aquí al 2015.

Mientras tanto, como no cesamos de repetir, en el mundo se gasta un billón de dólares anuales en armamentos y solo 40.000 millones de dólares anuales en alimentos para mascotas en todo el mundo. Es decir, los recursos y el dinero están disponibles y es solo una cuestión de voluntad política determinar hacia dónde dirigir los recursos (en España el proyecto de Presupuestos que se esta discutiendo, determina que por cada euro en investigación sanitaria se dediquen cinco a investigación armamentística).

Harían falta solo unos 4.000 millones de dólares anuales para alcanzar la meta de reducir a la mitad el número de personas que no tienen acceso al agua potable. Esa cifra es la misma que gasta Europa en agua embotellada cada mes. Al ritmo de incumplimiento actual, en el 2015 más de 2.000 millones de personas en todo el mundo carecerán como ahora de servicios sanitarios básicos y 650 millones de individuos seguirán sin tener acceso al agua potable.

Nuestros gobernantes son ciegos y sordos a las demandas de minimos de equidad que se les exigen, pero también incapaces de cumplir sus insuficientes promesas. Los líderes de los países ricos parecen incapaces de escuchar los llamados de sus ciudadanos para que emprendan acciones más urgentes para terminar con la pobreza mundial. Por ejemplo, cumplir con el compromiso acordado en 1970 de contribuir con el 0,7% de su PBI para el desarrollo internacional. Sólo cinco países desarrollados han cumplido con ese compromiso. ¿Los demás se han olvidado de lo prometido?... no, lo recuerdan perfectamente a la hora de hacer sus promesas electorales, luego también se acuerdan de borrar de los presupuestos aquello que se les pueda haber arrancado por la demanda social. Del mismo modo, nuestros dirigentes hacen preambulos de leyes (que no comprometen y son contradecidos por el articulado y subvertidos por los reglamentos)) así como junto a los de los países en desarrollo firman hermosas y rimbombantes declaraciones sobre democracia, derechos humanos, y fin de la pobreza, tan solo palabras para los media que se olvidan al dia siguiente del compromiso.

Por lo tanto, es claro que solo la movilización de la ciudadanía y la presión y el seguimiento de lo arrancado a "sus" presupuestos pueden hacerles cumplir un mínimo de nuestras exigencias, una parte de lo necesario.

 
3 d'abril
Villares, R. - Bahamonde , A. El Capital en su contexto, El mundo contemporáneo. Siglos XIX Y XX (audiolibro mp3) 25 enero, 2013
capítulo a capítulo, del libro de los profesores Ramón Villares y Angel Bahamonde, El mundo contemporáneo. Siglos XIX Y XX (Editorial Taurus, Madrid, 2009). (...)

3 d'abril
Una aproximación a la teoría laboral del valor (valor-trabajo)
Jorge Negro Asensio Audio: https://youtu.be/zwE4rX-goXU https://www.youtube.com/watch?v=q_oS-yd8Y0w texto: https://drive.google.com/file/d/0B93D...

8 de març

concepció&disseny: miquel garcia "esranxer@yahoo.es"